SemanaRAF 49 – 2013

UNA EXPLICACIÓN AL ORIGEN DE LA IMPREVISIÓN

por Carlos P. Ibarguren Uriburu

[Tiempo estimado de lectura: 2':15"]

 

Estos párrafos tomados de un artículo titulado El Pastor de la Pampa de Carlos P. Ibarguren Uriburu [1877-1956] pueden dar cuenta de una de las tantas explicaciones posibles -muchas de ellas sin fundamento- al juicio colectivo que dice que los argentinos no tenemos cultura de ahorro ni de previsión. 

Gaucho

“La periodicidad de los fenómenos de la naturaleza, producidos sin cooperación alguna de los hombres, y que proveían al abastecimiento, acostumbró a éstos, en la pampa, a esperarlo todo de la providencia.

Los pastos se renovaban en todas las estaciones del año y crecían tupidos, sin que fuese menester el trabajo previo de labranza y de siembra. Los animales se reproducían fecundamente, lo que permitía se conservara, sin la acción humana, el conjunto de ganados. Las lluvias mantenían feraz el suelo. Las majadas daban con regularidad espontánea el fruto valioso de la lana, sin demandar más esfuerzo que el de cortarla.

En tal ambiente, el pastor de la pampa no tenía interés en acumular productos. El ahorro carecía de objeto y de utilidad; por el contrario, era incómodo. La acumulación de productos requería un lugar fijo donde guardarlos y dificultaba al gaucho sus correrías y peregrinaciones, para las que debía proveerse, únicamente, de pocos objetos portátiles y manuales. La influencia de estos factores determinó la imprevisión, como cualidad dominante en la población pampeana, y la indolencia criolla, manifestada en el abandono y en la falta de ambición.”

En otro párrafo nos describe la situación patrimonial del gaucho:

“El que perdía su caballo sufría la mayor desgracia en la gran llanura; la expresión criolla “se quedó de a pié”, significa vencido, desamparado, condenado a la más miserable situación.
Un francés preguntó a un gaucho que andaba holgazaneando: ¿por qué no trabaja Vd.?
— ¡Trabajar! ¡Cómo puedo trabajar si me han dejao de a pié y estoy fundido!
— ¡Ah! — exclamó el forastero — ha tenido Vd. negocios y le han salido mal!
El gaucho, atónito, respondió.
— ¿Negocios? ¡Nó, en mi vida! Pero en una pulpería un gringo como luz me robó el caballo, el recao, el lazo, las boleadoras y un cojinillo riojano. ¡Me dejó sin un vintén!

¡Pobre hombre! ¿Cómo podía trabajar a pie? En su “pingo” llevaba consigo todo su patrimonio: el cuchillo y las boleadoras como armas, el lazo para atrapar el ganado, la guitarra para ritmar sus cuitas, el poncho para abrigarse y el “recado” que le servía, a la vez, de montura y de lecho. Todo el lujo ofrendábase al caballo: frenos y espuelas de plata, enchapados; en los arreos, virolas de metal luciente en las riendas. Tales prendas hípicas eran los atavíos más preciosos y codiciados.”

El artículo completo lo podés leer aquí y consiste en un análisis de los factores geográfico-culturales que formaron el alma del gaucho argentino, que ciertamente tuvo una influencia marcada en nuestra historia.

Agradecemos a Alfonso Beccar Varela, bisnieto del autor, quien con mucha dedicación continúa con la obra de su abuelo, el genealogista Carlos F. Ibarguren Aguirre a través de la página Genealogía Familiar.

 

– – – o – – –

“Además de andar por la vida contando de quien descendemos, vivamos la nuestra como para ser nosotros buenos ancestros.” Pacho D’Albora   

– – – o – – –

BONUS TRACK

Este video no tiene nada que ver con la genealogía, ni los gauchos pampeanos, ni la previsión… O tal vez sí… Tiene que ver con la familia.

 

– – – o – – –

Si no podés ver el video incrustado andá al blog

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: