SemanaRAF 23 – 2011

ALEGORÍA DEL ESTADIO

[tiempo estimado de lectura:2mm:15ss] 

Termino de ver el partido de rugby de Los Pumas con Los Barbarians Franceses y no puedo dejar de recordar la Alegoría del Estadio que escuché alguna vez refiriéndose al compromiso y actitudes de las personas que intervienen –activa o pasivamente- en un espectáculo deportivo.

Vamos a ver qué hace cada una de las personas en un estadio, durante un encuentro deportivo…

El hincha:
Observa, alienta, aplaude, critica, insulta, abuchea, grita…
Pero… ¿Hace goles? ¿Marca tantos?

El periodista:
Relata y describe los hechos, les da su interpretación propia, emite opiniones, cuenta historias del pasado, supone cosas, analiza el juego y a las personas…
Y nuevamente… ¿Marca tantos? ¿Anota puntos?

No, ninguno de los dos siquiera está dentro del perímetro; están detrás de los alambrados, lejos de los límites del campo de juego; fuera de la escena.

Más cerca del campo se encuentran…

El árbitro:
Hace cumplir las reglas, los acuerdos, penaliza…
¿Hace goles? ¿Marca tantos? ¡No!

El personal de apoyo, médicos, seguridad, cancheros, cuidadores
Preparan los recursos externos necesarios, lo que hace falta para que se lleve a cabo el partido; las condiciones externas al juego.

 

Y cada vez más cerca del equipo…

El utilero:
Prepara los recursos necesarios para el equipo; se ocupa de que los jugadores tengan todo lo que necesitan para jugar…
Pero, nuevamente: ¿Hacen goles? ¿Marcan tantos? ¡No!

El DT:
Dirige, planifica, define tácticas y estrategias, arenga, analiza el juego, a los rivales…
¿Hace goles? ¿Marca tantos? ¡No!

El suplente:
Está listo, entrenado, con los botines preparados, apoya a los compañeros…
¿Hace goles? ¿Marca tantos? ¡No! Está casi listo, tiene todas las posibilidades pero no puede marcar tantos aún. Está esperando su momento.

 

Y finalmente, dentro del campo de juego, en el centro mismo de la escena está presente…

El JUGADOR TITULAR.
Juega el partido: hace los goles y evita que se los hagan. 

Si bien cada uno de los participantes, en mayor o menor medida, directa o indirectamente, contribuye al resultado final, la pregunta para hacernos es:

¿De qué estamos jugando cada uno de nosotros en las diferentes situaciones de nuestras vidas; en los equipos en los que participamos y en nuestra propia vida?

Porque hay momentos y situaciones en los que tenemos que hacer goles y sumar puntos pero para eso primero tenemos que estar listos y preparados como los suplentes; en otros momentos nuestro aliento es necesario para nuestros colaboradores y compañeros; en otros podemos ser como los hinchas que nos criticamos e insultamos o nos damos aliento también; y siempre deberíamos ser árbitros de nuestras acciones marcando los límites de nuestra ética y nuestros valores… 

– – – o – – –

“En cualquier lugar que estés, a cualquier edad, estás a un pensamiento de cambiar tu vida” Wayne Dyer

– – – o – – –

BONUS TRACK

 Me gustó esta serie de avisos publicitarios donde se muestra clara y simpáticamente cómo la suma de las partes da más que el todo y el valor de trabajar acompañado. No siempre compartimos espacios laborales compartiendo objetivos y resultados como en los verdaderos equipos de trabajo, pero muchas veces compartir lo que hacemos o estar juntos nos potencia y nos hace más fuertes frente a las amenazas.

Los pingüinos:

Los bichitos de luz:

Las hormigas:

 

 

– – – o – – –

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: