SemanaRAF 25 – 2010

LA CONFIANZA

[tiempo estimado de lectura: 03':00"]

Estuve participando a través de LinkedIn de un grupo de discusión que partía de la pregunta:  

“¿Me podeis ayudar a definir la confianza?”  

Recogí el guante y mandé lo que yo alguna vez recibí como una síntesis y quiero ahora compartir con ustedes aportándole mi relación con los temas que nos tocan. 

Lo primero a comprender es que -por más carteles y declamaciones que yo haga- la confianza es un juicio que otra persona se forma de mí y que está fundamentado en tres pilares: 

HONESTIDAD. Es decir: que mis actos públicos sean iguales a mis actos privados. Yo personalmente confío en Rafael porque nunca le escuché decir en público algo que él después contradijera en privado. ¿Qué imagen creés que se va a formar un cliente al cual le digo que no le declare al médico que fuma para pagar menos prima?   

HABILIDAD. Confío en quien sabe hacer aquello que le encomiendo. ¿Le dejás tu auto a un mecánico que no tiene oficio? ¿Te subís a un avión sabiendo que el piloto leyó todos los libros de aeronáutica pero tiene menos de 10 hs de vuelo? ¿Me dejaría operar por un cirujano que se capacitó en el último año con la misma intensidad que yo lo hice? 

COMPROMISO. Cumplir sistemáticamente con lo que prometo. Dicen que lleva años construir la confianza y segundos derrumbarla.  A poco de terminar la primera mitad del año… ¿Cómo vengo con los compromisos asumidos?

Como ven, estos tres pilares están sostenidos pura y exclusivamente en acciones y no en declamaciones. Me puedo pasar la vida diciendo lo que soy pero los demás sólo van a validar mi confiabilidad por las cosas que yo haga. Recuerden lo que decía Aristóteles: “Somos lo que hacemos cada día“.  

¿Por qué creen que la industria de los Seguros de Vida es tan confiable en el mundo entero? En éste último sentido es interesante lo que dice LUTC [Life Underwriter Training Council]:  

Ninguna otra inversión financiera puede hacer lo que hacen las compañías de seguro de vida. Ninguna otra industria respalda sus productos con reservas tan saneadas como las de la industria del seguro de vida. Un ejemplo que sigue conservando validez es el de la Gran Depresión de 1929: cuando la Bolsa de Nueva York tocó fondo y muchos bancos quebraron, las compañías de seguros pudieron dar a sus asegurados una seguridad que no pudieron encontrar en otro lugar. Otras industrias quebraron, se perdieron fortunas de un día para el otro, se evaporó el ingreso de las propiedades y los bienes raíces. Pero no se conoció ninguna pérdida por el fracaso de alguna compañía de seguros de vida. Ningún asegurado perdió un centavo. El récord de fuerza y seguridad de las compañías de seguros de vida, aún bajo las condiciones más adversas, es un emblema de orgullo en la industria del seguro. Ninguna inversión u otro tipo de negocio, ha tenido un récord de seguridad superior al del seguro de vida 

 Ahora bien… Arriba mencionaba a la confianza como un juicio que otro se forma de mí. Y… basado en las proposiciones anteriores… ¿Cuándo puedo confiar en mí mismo y vencer el temor o la inseguridad de lo que otros pensarán de mí ? 

¿Cómo me veo?

Veamos: 

– ¿Actúo para los demás de la misma manera y con la misma convicción con que actúo para mí? Cuando algo no me gusta, no me conviene o se contrapone a mis valores… ¿lo dejo pasar o me planto? 

– ¿Tengo confianza en mis habilidades para hacer aquello que se me encomienda? Con la preparación que tengo… ¿Si yo fuera un cirujano me animaría a operar?  

– ¿Cumplo con lo que me prometo? Cuando me propongo que “mañana voy a hacer lo que tengo que hacer para lograr mis objetivos…” ¿Lo cumplo? 

El siguiente video nos muestra gráficamente algunas de las cosas que pretendía enunciar arriba. Observá, desde el lenguaje corporal de los personajes qué juicios de confianza se van generando y te van generando a vos… 

 
¿Te animás a compartir tu definición de CONFIANZA posteando en los comentarios? ¿Te animás a describir cuáles son las acciones concretas que nos convierten en profesionales confiables de la Planificación Financiera Personal? 

“Si no actúas de acuerdo a como piensas, vas a terminar pensando de acuerdo a como actúas.” Blaise Pascal
 
 “Nuestros verdaderos valores se reflejan en nuestras acciones‚ en lo que hacemos y en como lo hacemos” Robert Rabbin.

Anuncios

One Response to SemanaRAF 25 – 2010

  1. […] el tema de la confianza que empezamos a definir en el SemanaRAF 25 -2010, vamos a meternos hoy en su aplicación en dos puntos muy importantes: uno es nuestra confianza […]

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: